El Salvador fortalece medidas de prevención ante Peste Porcina Africana (PPA)

Divisiones de la Dirección General de Ganadería implementarán medidas entre las que están visitas a granjas porcicultoras para realizar campañas de divulgación sanitaria.

Miércoles, 3 de julio de 2019. El Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) de El Salvador -con el acompañamiento del OIRSA- presentó de manera oficial su plan para la prevención de la introducción de Peste Porcina Africana (PPA) en el país. Esto ante los focos reportados los continentes asiático, europeo y africano. El plan se presentó mediante una conferencia de prensa desarrollada el 3 de julio de 2019 en Santa Tecla, La Libertad.  

“Se aumentarán las inspecciones por parte de cuarentena en el Aeropuerto Monseñor Romero y se decomisarán todos los productos de origen animal no declarados provenientes de dichos países (que reporten focos de la enfermedad)”, afirmó el ministro de Agricultura y Ganadería de El Salvador, Pablo Anliker.

La Peste Porcina Africana es una enfermedad altamente contagiosa con una elevada morbilidad y mortalidad. Se establece que hasta el 100% de animales infectados con la enfermedad en una granja mueren. “Actualmente, la enfermedad no se encuentra en la región del OIRSA, pero, por su peligrosidad, debe de establecerse el nivel adecuado de protección sanitaria en cada uno de los países miembros”, indicó el director regional de salud Animal del OIRSA, Abelardo De Gracia.

En ese sentido, el MAG contempla aplicar medidas de limpieza y desinfección de contenedores que transporten productos y subproductos procedentes de países afectados por la PPA, desinfección de calzado de pasajeros que arriban en vuelos o embarcaciones procedentes de estos países, prohibir la descarga de desechos orgánicos provenientes de países donde se haya reportado la enfermedad.

Además, con el apoyo del OIRSA, se entrenarán binomios caninos, capaces de detectar olores de frutas, semillas, cárnicos, derivados de la carne, lácteos, entre otros; que podrían ser vías para el transporte de plagas y enfermedades de origen vegetal y animal -en este caso PPA-.

Durante el segundo semestre de 2018, 25 países de Europa, África y Asia señalaron a la OIE focos de PPA en su territorio. Por la gravedad, la OIE lanzó una iniciativa para el control de la PPA mediante la mejora de la coordinación a nivel nacional y regional. El objetivo es controlar la PPA, reforzar la prevención y minimizar los efectos en la sanidad.